Un estudio muestra que los perros pueden detectar con su olfato el cáncer de pulmón, la principal causa de muerte por cáncer en el mundo, reseñaron medios especializados.

 

La agudeza olfativa de un perro es al menos 10 000 veces más sensible que la de un humano, lo que probablemente se debe a su epitelio y receptores olfativos.

 

El estudio, realizado por miembros del Colegio de Medicina Osteopática de Lake Erie, se realizó con tres Beagles de dos años que no habían sido entrenados previamente para detectar muestras de cáncer de pulmón.

 

 

Todos ellos demostraron con éxito su capacidad de identificar dicha enfermedad a través del olor, un primer paso para identificar biomarcadores específicos para la enfermedad.

 

Esta raza fue elegida por su extraordinario sentido del olfato, ya que los Beagle tienen 225 millones de receptores olfativos en comparación con los 5 millones que tienen los humanos

Después de ocho semanas de entrenamiento, los Beagles pudieron distinguir entre muestras de suero sanguíneo tomadas de pacientes con cáncer de pulmón de células no pequeñas, un tipo de cáncer de pulmón que es más fácil de tratar si se detecta en una fase temprana, y pacientes sanos.

 

A nivel mundial, este cáncer afecta a 1.6 millones de personas cada año y deja tras de sí 1.3 millones de muertes, según datos del Grupo Español de Cáncer de Pulmón.

 

En España, más de 400 000 personas han muerto por su causa en los últimos veinte años, con una media de 21 200 muertes anuales a causa de esta patología, un 82 % hombres y un 17 por ciento mujeres.

 

Los investigadores sostienen que las habilidades de los perros pueden llevar al desarrollo de medios efectivos, seguros y económicos para la detección masiva del cáncer.

 

Ciudad VLC / YVKE

Deja un comentario