El fuego en la Amazonía y Bolivia sigue avanzando y las elevadas concentraciones de monóxido de carbono atmosférico en la zona evidencian el alcance e impacto del incendio en el pulmón del mundo.

Un mapa publicado por el portal Windy permite ver en tiempo real el avance de los focos de calor durante los devastadores incendios forestales que golpean desde hace días la Amazonia brasileña y Bolivia.

Las manchas rojas reflejan elevadas concentraciones de monóxido de carbono atmosférico (CO), un indicador del alcance e impacto del fuego en el pulmón del mundo. 

Además, las corrientes de aire, que muestra la aplicación, también son indicativos de la manera en la que un incendio puede ir desarrollándose.

 

 

La Amazonía en llamas

Las imágenes del considerado el pulmón del planeta han provocado una conmoción a nivel global. Desde hace semanas, la selva amazónica sufre un aumento alarmante de incendios.

Los focos han crecido entre enero y agosto un 82 % en comparación con el año pasado. En ese periodo de tiempo se registraron 71.497 siniestros de esta naturaleza.

 

 

El ministro de Medio Ambiente, Ricardo Salles, justificó este aumento del fuego en la Amazonía, al «tiempo seco, el viento y el calor». Sin embargo, la comunidad científica y las organizaciones ambientalistas dicen que se debe principalmente a la deforestación.

Según el Instituto de Investigación Ambiental de la Amazonía (IPAM), el número de incendios registrados hasta ahora en la selva amazónica ya es un 60% más alto que en los tres años anteriores.

«El pico tiene relación con la deforestación y no con una temporada seca más fuerte como se podría suponer», apunta.

La organización afirma que en este 2019 la temporada seca ha sido menos severa que años anteriores y, sin embargo, el número de incendios se ha multiplicado.

El IPAM recuerda también que el fuego normalmente se usa para limpiar los terrenos después de la deforestación, abrir caminos y preparar las tierras para el cultivo.

A menudo, una mala práctica de esas quemas supuestamente controladas hace que sin querer el fuego se propague a partes que no querían ser quemadas, lo que provoca el incendio.

 

 

El recrudecimiento de los incendios ocurre mientras en Salvador de Bahía se celebra esta semana una reunión sobre el Clima organizada por Naciones Unidas.

En el marco de este evento, el ministro brasileño de Medio Ambiente afirmó en una entrevista al portal UOL que pretende crear un equipo multidisciplinar.

Está previsto que participen en ella entidades del gobierno como el Ministerio de Defensa, la Policía Federal, la Fundación Nacional del Indio (Funai) o la Agencia Nacional de Minas, entre otras.

En medio de esta catástrofe ambiental, el presidente, Jair Bolsonaro, acusó el miércoles a las organizaciones no gubernamentales de causar los incendios en un intento de «provocar al Ejecutivo», después de que se les retirase los fondos económicos.

«No lo estoy afirmando, pero puede haber acciones criminales de esos ‘oenegereos’ para llamar la atención contra mi persona, contra el Gobierno de Brasil», aseveró.

 

 

Bolivia también arde

Mientras, en Bolivia un incendio forestal ha causado daños en más de medio millón de hectáreas en la región de Santa Cruz. El presidente, Evo Morales, informó que se contratará un avión cisterna Supertanker para mitigar los distintos focos.

A pesar de que se esperaba para este jueves, el ministro de Defensa, Javier Zavaleta, explicó en rueda de prensa que el avión llegará el viernes.

«Son alrededor de 40 kilómetros cuadrados donde el fuego en la Amazonía está ardiendo de forma incontrolable, creemos que con el avión Supertanker podremos extinguir esos focos de calor», apuntó en unas declaraciones recogidas por la prensa local.

 

 

El gobernador de Santa Cruz, Ruben Costás, apuntó que en el mes de agosto se registraron 7.024 focos de quema y en lo que va del año 16.885.

«La media histórica de agosto es de 4.688 quemas. Estamos cerca de duplicar esta cifra. El 70% del departamento se encuentra en riesgo por la baja humedad en la vegetación», comentó.

 

 

«Pero puede haber acciones criminales de esos ‘oenegereos’ para llamar la atención contra mi persona».

 

 

DE INTERÉS: BOLSONARO ACUSA A LAS ONG DE ESTAR DETRÁS DE LOS INCENDIOS EN LA AMAZONÍA

 

 

Costás aseguró que «los incendios forestales constituyen el más grave atentado contra nuestra biodiversidad».

Ciudad VLC / Actualidad RT

Deja un comentario