El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, fue interrogado por la policía del régimen sionista de Israel, por supuestos “sobornos y abuso de confianza”.

 

Netanyahu es sospechoso de estar vinculado a dos causas penales: el Caso 1000, por la aceptación de regalos de alto valor y por el supuesto pacto con el grupo mediático Yedioth Ahronoth, Caso 2000.

 

Benjamin Netanyahu

 

La policía recomendó imputar a Benjamin Netanyahu

La policía ya hizo entrega de las conclusiones de las investigaciones a la Fiscalía con la recomendación de presentar cargos por soborno, fraude y abuso de confianza contra el jefe del Gabinete.

 

De acuerdo a la Corporación de Radiodifusión Israelí Kan, en esta oportunidad los interrogadores abordaron ambas causas de manera simultánea a solicitud de un pedido de la policía israelí.

 

Benjamin Netanyahu

 

El medio indicó que este es el décimo segundo interrogatorio al primer ministro y que se presentarán nuevos datos de la investigación.

 

LEA TAMBIÉN: ENTÉRESE CUÁNTOS PALESTINOS HAN MUERTO A MANOS DE ISRAEL.

 

El llamado Caso 1000 aborda las sospechas de que Netanyahu recibió de representantes de círculos empresariales regalos de alto valor, con un monto total ascendente a casi 300 mil dólares.

 

El Caso 2000 trata sobre los intentos del primer ministro de llegar a un acuerdo con el propietario del Yedioth Ahronoth para cubrir con una óptica favorable la gestión del Gobierno a cambio de la aprobación de una ley que limitaría la competencia del grupo mediático.

 

Netanyahu insiste en su inocencia y expresa su seguridad de que las acusaciones en su contra no llegarán a nada.

 

 

Ciudad VLC/Tomado de TeleSUR.

2 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here