El gobierno de Estados Unidos anunció que no se quedará de brazos cruzados ante la «dictadura» de Nicolás Maduro. ¿Entonces qué hará tras las elecciones del próximo 20 de mayo? Desde sanciones económicas hasta una intervención militar, un artículo publicado por AFP evalúa las ‘opciones’ de Washington y sus gobiernos títeres en la región.

 

(Aún) más sanciones

Estados Unidos, que desde marzo del 2015 considera a Venezuela «una amenaza a la seguridad nacional», ya aplicó un conjunto de medidas contra unos 60 funcionarios y exfuncionarios venezolanos, entre ellos Maduro y otros altos cargos, a quienes acusa de corrupción y narcotráfico, sin haber presentado hasta la fecha una sola prueba.

 

Trump también prohibió a entidades estadounidenses negociar deuda del Estado venezolano o de su petrolera PDVSA, y comerciar con el petro, la criptomoneda lanzada por Caracas.

 

«Si Maduro gana, como se espera, el gobierno estadounidense seguramente apretará las tuercas aún más», declaró a AFP David Smilde, del centro de investigación y promoción de los derechos humanos WOLA, con sede en Washington.

 

Aumentarán «las sanciones en contra de funcionarios, en algunos casos incluyendo a familiares y asociados», señaló por su parte Mariano de Alba, un abogado venezolano experto en relaciones internacionales que también vislumbra más acciones de ese tipo de la Unión Europea y Canadá, y de países latinoamericanos, presionados por Washington para aislar a Caracas.

 

¿Qué hará Estados Unidos con Venezuela después del 20-M? Ciudad VLC
Diversos dirigentes de la MUD han apoyado y solicitado más sanciones contra el país.

«Trump no tendrá más remedio que mostrar mayor dureza», apuntó Michael Shifter, presidente del centro de análisis Diálogo Interamericano, luego del anuncio días atrás de la embajadora de Estados Unidos ante la ONU, Nikki Haley, de «seguir aislando a Maduro hasta que ceda».

 

Bloqueo petrolero

No obstante, un embargo petrolero parece poco probable en el corto plazo, dijo De Alba, especialmente luego de que la estadounidense ConocoPhillips tomó el control de activos de PDVSA tras ganarle un litigio de más de US$ 2,000 millones, una acción completamente ilegal apoyada desde Washington.

 

Pero antes de un bloqueo total, los analistas consultados por la AFP coinciden en que Washington puede tomar medidas contra la industria petrolera venezolana, columna vertebral de la economía, como aplicar sanciones a las aseguradoras de los buques petroleros.

 

«Una medida más drástica -detener las importaciones de petróleo desde Venezuela- parece ahora menos probable, ya que eso podría exacerbar la ‘crisis humanitaria’ del país, fortalecer a Maduro políticamente y abrir el camino para una mayor participación rusa y china en Venezuela», advirtió Shifter.

 

Invasión o golpe de Estado militar

Trump sugirió en agosto pasado «una posible» operación armada entre las «muchas opciones» para forzar a Maduro fuera del poder, una alternativa que algunos venezolanos en Miami -y dentro de Venezuela- han aplaudido y que pareció más verosímil con la llegada de «halcones» a la Casa Blanca: el secretario de Estado, Mike Pompeo, y el asesor de seguridad nacional, John Bolton.

 

¿Qué hará Estados Unidos con Venezuela después del 20-M? Ciudad VLC
Una invasión militar como las aplicadas en Siria, Libia o Irak no está del todo descartada, según analistas.

 

«Hay un riesgo claro de acción militar de parte de Estados Unidos», sostuvo Smilde. «Hay venezolanos expatriados pidiendo eso hace tiempo y siempre hay políticos y funcionarios interesados en una acción militar». Pero también las grandes corporaciones que hacen de la guerra un negocio están interesadísimas en ello.

 

Pero Smilde tampoco descarta un golpe de Estado ejecutado por militares venezolanos: «Será cada vez más difícil mantener alineados a los militares a medida que la crisis económica empeore», sentenció.

 

La política del garrote ¿Falta todavía más?

Oficialmente, Washington promueve una presión externa multilateral que incluye sanciones económicas, aislamiento y el desconocimiento de sus instituciones democráticas para propiciar así la caída del gobierno del presidente Maduro.

 

Así lo han asegurado distintos voceros del gobierno de Trump, quienes insisten en que el ahorcamiento de la economía venezolana le hará torcer el brazo al gobierno de Maduro, aunque para ello haya que hacer sufrir al pueblo venezolano. Y lo peor es que esta política de ahogo económico es apoyada por algunos dirigentes venezolanos del sector más radical de la oposición.

 

¿Qué hará Estados Unidos con Venezuela después del 20-M? Ciudad VLC
Ahorcamiento de nuestra economía promete ser aún mayor después del 20-M.

Sin embargo, Richard Feinberg, del Instituto Brookings, critica que hasta ahora no exista «una política coherente y factible» para llevar a cabo esa propuesta y que han sido pocos los esfuerzos del gobierno de EE.UU. para presionar aún más la economía venezolana. «Creo que la retórica de la administración Trump sobre Venezuela, como en Cuba, está más orientada a complacer a las respectivas comunidades en el exilio que a obtener resultados reales en esos países», dijo.

 

Por su parte, Victoria Gaytán, del grupo de expertos en política exterior Global Americans, espera sin embargo más presión a Caracas después de los comicios del 20 de mayo, no sólo de Estados Unidos, sino internacional, que irán desde el desconocimiento de los resultados electorales, hasta restricciones de visas a funcionarios venezolanos y más sanciones económicas.

 

 

Ely Reyes/Ciudad VLC/AFP

 

Galería impelable: 20 fotos de Maduro para el 20M

2 Comentarios

Deja un comentario