El pueblo de Haití volvió a las calles de la nación caribeña el pasado siete de febrero, por cuarta jornada consecutiva, para protestar en contra de la inflación, la corrupción, la miseria en la que vive la gente y exigiendo la salida del Presidente, Jovenel Möise, por lo cual, para este 10 de febrero ya van siete muertos.

 

Cientos de haitianos se reunieron en el centro de Puerto Príncipe, capital, para manifestar en contra de Möise tras la publicación de un informe sobre la mala gestión del gasto público.

 

También, las manifestaciones se desarrollaron en Gonaives, Cabo Haitiano, Los Cayos, Jacmel, en las zonas de Delmas, Petionville, Carrefour.

 

Comunidad internacional llamó al diálogo en Haití

Las protestas paralizaron durante la jornada, y por tercer día consecutivo, las actividades de las principales ciudades de Haití y dejaron, además, un herido de bala.

 

Haití

 

En un comunicado, el Core Group, integrado por el representante especial adjunto del Secretario General de las Naciones Unidas, los embajadores de Alemania, Brasil, Canadá, España, EEUU, Francia, la Unión Europea y el representante especial de la OEA, llamó a los políticos a un diálogo para buscar una solución a la crisis política y económica en la que está inmersa este país.

 

Asimismo, durante la tarde del sábado las principales carreteras de acceso al área metropolitana de Puerto Príncipe fueron bloqueadas por barricadas de neumáticos incendiados dispuestos por jóvenes que atracaron a los pocos autos que transitaban por las calles.

Dos personas murieron en las protestas del nueve de febrero pasado en la Capital y Gonaives, según informó la Policía y estas víctimas que se suman a las cinco registradas en los días anteriores.
Durante la movilización en Puerto Príncipe uno de los manifestantes, Jean Baptiste Carol, dijo en declaraciones a EFE que “hoy estamos en la calles para una revolución. Jovenel, su gobierno y sus amigos en el sector privado tienen que irse” y denunció que el pueblo está “en la miseria”.
Asimismo, aseguró que la gente seguirá protestando en las calles hasta que haya un cambio, “vamos a continuar así hasta que dimita Jovenel y el primer ministro”, Jean Henry Ceant.
El gobierno de Möise, aliado actualmente a los EEUU, no ha recibido hasta la fecha ninguna condena por parte de la Organización de Estados Americanos o de la UE, como sí lo han hecho contra Venezuela.
Ciudad VLC/Tomado de El Periódico

4 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here