El periodista australiano Julian Assange, fundador de la plataforma WikiLeaks, que develó, entre otros, crímenes cometidos por Estados Unidos (EEUU), corre cada vez más riesgo de morir dentro de la cárcel, advirtió su padre, John Shipton.

«Julian puede morir en la cárcel tras de una persecución de 9 años por revelar la verdad de los crímenes de guerra (EEUU)», manifestó Shipton ayer viernes a periodistas en Londres.

Dijo que esta es la “amarga verdad” después de conocer el testimonio de un relator de Naciones Unidas (ONU) que visitó hace días a Assange en la prisión de Belmarsh, al sureste de Londres, donde se encuentra desde abril pasado, y quien dijo que la vida del activista corre peligro.

 

 

 

 

TE INTERESA: IRÁN DERRIBÓ DRON EXTRANJERO QUE SOBREVOLÓ SU ESPACIO AÉREO

 

 

El relator especial de la ONU sobre tortura, Nils Melzer, afirmó que Assange padece una «situación inhumana» en Belmarsh, donde espera que la justicia británica decida si procede o no una solicitud de extradición hecha por Estados Unidos, para que responda al presunto delito de conspiración, entre otros cargos.

El pasado 26 de octubre, el músico Roger Waters, fundador de la banda de rock progresivo Pink Floyd y conocido por su activismo, afirmó en entrevista con RT que «claramente están tratando de matar a Assange tanto como pueden».

Boceto de Julian Assange fue hecho cuando compareció en una audiencia el 21 de octubre pasado en Londres.

 

 

«Julián Assange se está convirtiendo en una advertencia para otros periodistas de que si dicen la verdad -particularmente al poder- ‘los atraparemos'», externó Waters.

El lunes 21 de octubre, Assange compareció en una audiencia en la corte de Londres, y parecía confundido, pues le costó recordar su nombre y edad, según un relato de la agencia Reuters.

De acuerdo con ese testimonio, el juez le preguntó al final de la audiencia al activista si tenía conocimiento de lo que ocurría y respondió: «no exactamente».

 

 

Ciudad VLC / Actualidad RT

1 Comentario

Deja un comentario