pueblo venezolano

El pueblo venezolano sigue siendo golpeado sin la más mínima contemplación por los precios de productos de la cesta básica, los cuales han sido aumentados descaradamente en los últimos meses.

 

A pesar de que el Gobierno Nacional ha hecho esfuerzos para regular el precio de varios rubros de la canasta alimentaria y brindar protección al trabajador a través de ajustes salariales y bonificaciones, la inflación galopante que reina sobre la economía del país, atenta contra las iniciativas gubernamentales.

 

 

Así lo denuncian los consumidores, quienes el pasado 11 de mayo quedaron sorprendidos y molestos con los precios de los rubros, en especial los distribuidos por Empresas Polar.

 

pueblo venezolano

“Empresas Polar vuelve a aumentar los precios, la harina pan q estaba desaparecida ya llegó pero con precios que aumentan cada vez q les da la gana”, escribió Oscar Rojas a través de su cuenta en la red social Twitter.

 

Por su parte, Jorge Landa también escribió: “Lorenzo Mendoza sigue marcando la pauta. «Extrañamente» ya no tiene «problemas» en su producción y los Productos Polar ya están en todos los anaqueles a precios inaccesibles para el pueblo… Locura, tristeza, impotencia.

 

 

 

Precios fluctúan sin ningún tipo de control

Para ejemplificar, una harina de maíz en cualquier cadena de supermercado, comercio o bodega, oscila entre los 7 y 12 mil bolívares. Un litro de aceite cuesta entre 15 y 32 mil bolívares dependiendo la marca. La mantequilla de un kilogramo está en 25 mil 900 soberanos.

 

Otros productos alimenticios, como la avena en su presentación de 400 gramos cuestan más de 20 mil bolívares, la de 800 gramos cuesta casi 30 mil bolívares, mientras que los de limpieza e higiene personal se vuelven cada vez más inalcanzables.

 

 

 

No hay razón para aumentar

“No hay razón alguna, ni justificación para el aumento exabrupto de los productos alimenticios” opinó el coordinador Nacional de la Universidad Campesina de Venezuela, Argimiro Gabaldón, Douglas Rondón.

 

En cuanto a la producción de los rubros alimenticios en el campo, Douglas Rondón explicó que las cosechas que se producen al llegar a manos del “bachaquero” doblan o triplican su precio de una manera descarada, afectando al consumidor.

 

“Otros más cínicos aun, justifican el costo del producto a la devaluación de la moneda, al costo del transporte, el valor de los cauchos, los repuestos y ahora todo se lo atañen a la cotización del  dólar”, refirió Rondón.

 

 

Propuestas

El coordinador aseguró que de los 14 municipios que tiene el estado Carabobo, con solo seis de ellos, productivos en un alto porcentaje, se puede alimentar a todo el estado, por lo cual llama al gobernador Rafael Lacava, a todos alcaldes del estado Carabobo, y las instituciones con competencia en la producción de alimentos a organizar jornadas de trabajo con los campesinos y las comunidades organizadas para hacerle frente a la oligarquía que juega con el hambre del pueblo.

 

 

De igual manera, hizo un llamado a aprovechar las Jornadas de Diálogo y Rectificación, convocadas por el presidente Nicolás Maduro, para hacer propuestas contundentes que permitan eliminar la anarquía que existe en el tema alimentario, hacer cumplir las leyes y aplicar severas medidas contra quienes cometan delitos.

 

Finalmente indicó que el tema de los precios en Venezuela no es más que la razón de una guerra económica declarada, una guerra contra el pueblo que no tiene ninguna justificación.

 

 

 

Leer más: Valencianos deben lidiar con precios en dólares

 

 

 

Ciudad VLC/Wilfredo Sandoval

 

 

2 Comentarios

Deja un comentario