La República Bolivariana de Venezuela condenó este domingo el golpe de Estado consumado contra el presidente Estado Plurinacional de Bolivia, Evo Morales, quien anunció su renuncia para la pacificación de la nación ante la violencia promovida por grupos de la derecha.

A través de su cuenta en la red social Twitter, el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, instó a los movimientos sociales y políticos del mundo a la movilización para preservar la democracia en Bolivia, así como para defender al pueblo boliviano, que ha sido víctima de actos terroristas y fascistas en las últimas semanas. 

«Condenamos categóricamente el golpe de Estado consumado contra el hermano presidente Evo Morales. Los movimientos sociales y políticos del mundo nos declaramos en movilización para exigir la preservación de la vida de los pueblos originarios bolivianos víctimas del racismo», expresó el jefe de Estado en la red social. 

El golpe de Estado contra Morales se generó horas después de que la Organización de Estados Americanos (OEA), presentara su informe final sobre los comicios generales del pasado 20 de octubre.

En ese informe recomendó la repetición de las elecciones generales, basados en que no era posible dar certeza al cómputo definitivo sobre la base del Sistema de Transmisión de Resultados Electorales Preliminares (TREP).

Luego del pronunciamiento de la OEA, el mandatario boliviano convocó a nuevas elecciones — acatando las instrucciones del organismo internacional —, no obstante, la derecha no aceptó las medidas anunciadas e insistieron en la renuncia de Morales y llamaron a que sus manifestantes se quedaran en las calles. 

Tras este llamamiento, se registraron acciones de terrorismo en contra de dirigentes políticos del partido de gobierno, Movimiento al socialismo (MAS) y ministros de la administración de Morales, a quienes les agredieron a sus familias, e incendiaron las viviendas.

Varios funcionarios de la administración de Morales decidieron renunciar a sus cargos, debido a los ataques contra su vida y familiares; entre ellos el ministro de Minería de Bolivia, César Navarro, el ministro de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, el presidente de la Cámara de Diputados, Víctor Borda, y los legisladores David Ramos, Rubén Medinaceli y María Simoni.

De igual forma, renunciaron a su cargo el ministro de Deporte, Tito Montaño, así como el gobernador de Cochabamba, Iván Canelas.

NO DEJES DE LEER: PRESIDENTE EVO MORALES RENUNCIÓ TRAS ARREMETIDA GOLPISTA DE LA OPOSICIÓN

Ciudad VLC/AVN

4 Comentarios

Deja un comentario