Un informe revela que el Ejército sirio capturó y entregó a Rusia un avanzado misil israelí tipo tierra-aire que fue disparado del sistema antimisiles Honda de David.

Los medios de comunicación israelíes recogieron este miércoles un informe del portal chino SINA, el cual desvela que las Fuerzas Armadas sirias incautaron en julio de 2018 un avanzado misil que fue lanzado desde el sistema antimisiles israelí Honda de David (David’s Sling, en inglés), y luego lo entregaron a Rusia.

Según precisa el reporte, el misil interceptor israelí cayó casi intacto en Siria después de que fracasara impactar su blanco en ese país. Solo había sufrido daños menores por el impacto con la tierra.

El misil israelí fue llevado a una base militar sirio-rusa, desde donde fue trasladado a Moscú (la capital de Rusia), para realizar examinaciones y una “ingeniería inversa”, agrega.

Honda de David, también conocido como Magic Wand, es un sistema de intercepción de proyectiles de mediano alcance, desarrollado conjuntamente por la empresa israelí Rafael y la estadounidense Raytheon.

El ejército israelí utilizó por primera vez en julio de 2018 estos sistemas contra dos misiles tipo SS-21de Siria. Una operación que resultó en fracaso para el régimen de Tel Aviv.

 

 

Misil israelí reveló el fracaso de la operación

El ejército israelí admitió el fracaso de su operación, pero indicó que las razones técnicas de por qué los misiles no alcanzaron sus objetivos no podían publicarse debido a preocupaciones de seguridad.

El portal chino afirma además que Estados Unidos y el régimen de Israel pidieron a Rusia que les entregase el misil capturado, una petición que Moscú rechazó.

Desde el inicio del conflicto en Siria en 2011, la fuerza aérea israelí viola sistemáticamente el espacio aéreo sirio para bombardear posiciones del Ejército sirio.

De esta forma, respalda a los terroristas y trata de frenar el avance del pueblo ante los grupos armados.

Las unidades de defensa aérea de Siria neutralizaron en muchas ocasiones las agresiones israelíes, derribando los misiles agresores.

Los casos más recientes se produjeron en junio pasado cuando las Fuerzas Armadas sirias repelieron ataques con misiles de Israel a las provincias de Homs (centro) y Damasco (la capital), así como a la ciudad de Daraa (sur).

Rusia condenó en duros términos las agresiones israelíes contra Siria y advirtió en múltiples ocasiones al régimen de Tel Aviv de consecuencias de sus ataques contra el país árabe, que escalarían las tensiones en la región a un nivel peligroso.

En declaraciones hechas el martes al portal Avia.Pro, un experto militar, que pidió permanecer en anonimato, puso de relieve que Israel no ha bombardeado últimamente blancos en Siria, un hecho al que atribuyó a las advertencias de Rusia al respecto.

El analista hizo alusión de hecho a las últimas conversaciones del presidente ruso, Vladimir Putin, y el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu en septiembre pasado.

“Claro está que sus duras palabras han podido hacer que Israel piense en las consecuencias”, indicó el experto.

 

 

Ciudad VLC / Hispantv

Deja un comentario