Crece la tensión por Cachemira, luego de que Islamabad expulsará al embajador de la India y llamara a consultas a su embajador en Nueva Delhi, interrumpiera el servicio ferroviario y cerrara el corredor aéreo.

«Llamaremos a consultas a nuestro Embajador en Nueva Delhi y enviaremos de vuelta al suyo» (Ajay Bisaria), informó el Ministro de exteriores Pakistaní, Shah Mehmud Qureshi.

La decisión fue anunciada tras una reunión del Comité de Seguridad Nacional presidida por el Primer Ministro, Imran Jan.

A dicho encuentro asistieron las principales autoridades, incluidos los ministros de Exteriores, Defensa e Interior.

LEER MÁS: RUSIA Y EE.UU. FINALIZAN EL TRATADO NUCLEAR

Tensión por Cachemira
Pakistán cerró el transporte ferroviario y, además, clausuró su espacio aéreo para aviones comerciales de la India.

De igual forma, el Comité confirmó una rebaja de las relaciones diplomáticas con la India y la suspensión del comercio bilateral.

Además, anunciaron una «revisión» de otros acuerdos suscritos por ambas naciones.

Islamabad carró transporte ferroviario y aéreo

Además, las autoridades pakistaníes anunciaron la interrupción de un servicio ferroviario con la India.

Tensión por Cachemira
Manifestantes pakistaníes en solidaridad con Cachemira.

«Hemos decidido cerrar el expreso Samjhauta», expresó este jueves Sheikh Rasheed, el ministro de transporte ferroviario, durante una conferencia de prensa.

Dicho transporte ferroviario une a la ciudad pakistaní de Lahore con Nueva Delhi, la capital india.

«Mientras yo sea ministro de transporte ferroviario, el expreso Samjhauta no puede funcionar», agregó.

Asimismo, Islamabad cerró uno de sus corredores aéreos utilizados por vuelos comerciales de la India, lo que resultará en un incremento en los tiempos de vuelo de estos.

Tensión por Cachemira
Manifestantes indios en contra de Pakistán.

«Uno de los corredores fue cerrado, en el espacio aéreo de Pakistán», de modo que los vuelos indios «requerirán un máximo de 12 minutos de desviación», aunque «esto no nos afectará demasiado», manifestó ayer un vocero de la aerolínea Air India, citado por Business India.

La mencionada compañía aérea realiza a diario cerca de 50 vuelos que atraviesan el espacio aéreo del país vecino rumbo a Norteamérica, Europa y Oriente Medio.

Pakistán acudirá al CSNU

Islamabad anunció que llevará el tema al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU).

Además, anunciaron que celebrarán este mes varios días de «solidaridad» con la población cachemir.

Nuevo estatus desencadenó tensión por Cachemira

La discordia se generó tras el anuncio de la India de revocar el artículo 370 de la Constitución, que le otorgaba un estatus especial al estado de Jammu y Cachemira, la parte administrada por India en la disputada región en el Himalaya, donde la mayoría de la población es musulmana.

Con la retirada del estatus especial el Gobierno central pone fin al derecho de Jammu y Cachemira de dictar sus propias leyes y aplicará en el territorio la Constitución nacional en su plenitud.

El paso va en línea con la promesa electoral del Partido Popular Indio (Bharatiya Janata), liderado por Narendra Modi y reelegido este año, de privar a Cachemira de los derechos especiales para facilitar su integración con el resto del país.

El anuncio se hizo el lunes, horas después de que las autoridades indias lanzaran una ofensiva que se saldó con el arresto de dirigentes locales y la suspensión de la telefonía e Internet.

Por su parte, las Fuerzas Armadas paquistaníes advirtieron la posibilidad de emprender acciones si la situación empeora y Jan emplazó, este miércoles, a los militares a seguir «vigilantes».

Posibles atentados disparon las tensiones

El pasado dos de agosto las autoridades indias informaron sobre la inminente posibilidad de atentados por parte de las milicias paquistaníes contra el santuario hindú de Amarnath.

El Canciller de Pakistán rechazó dichas acusaciones y sostuvo que se trata de una cortina de humo de la India, para ocultar los intentos de Nueva Delhi de cambiar la estructura demográfica de la zona.

«Las limitaciones en Amarnath y el despliegue de tropas adicionales bajo pretextos infundidos están destinados a desviar la atención de la comunidad internacional de los intentos de cambiar la estructura demográfica en la Cachemira ocupada por la India, así como la opresión estatal y las indignantes violaciones de Derechos Humanos».

Los remanentes del Imperio Británico

La disputa territorial se remonta a la descolonización británica en 1947 y desde aquel entonces fue causa de dos guerras libradas entre las dos naciones.

India y Pakistán suelen culparse mutuamente de agresiones en la frontera, mientras los residentes de los pueblos cercanos viven en medio del intercambio de disparos.

Las tensiones se agudizaron la semana pasada, cuando Pakistán acusó a India de atacar a civiles con bombas de racimo a lo largo de la línea fronteriza.

Por su parte, Nueva Delhi negó las acusaciones y denunció que los pakistaníes intentaron penetrar en un puesto militar en la disputada región.

NO DEJES DE LEER: REDADA CONTRA INMIGRANTES EN EE.UU. DETUVO A 680 PERSONAS

Ciudad VLC / Tomado de Actualidad RT y Europapres.

1 Comentario

Deja un comentario